Tiroides y acupuntura

 In Acupuntura

La glándula tiroides se sitúa en el cuello, debajo de la nuez y bordeando la tráquea por delante. Es una glándula endocrina muy importante en el cuerpo. Secreta hormonas tiroideas (T3 o triyodotironina y T4 tiroxina) que tienen principalmente dos funciones:

  • Controla la producción de energía del cuerpo, el metabolismo de los hidratos de carbono y las grasas y el consumo de oxígeno.
  • Estimula el crecimiento y desarrollo de los tejidos en las proporciones adecuadas.

Al leer esto desde el punto de vista de la Medicina Tradicional China, viene rápidamente a la mente el Yuan Qi, la energía original o ancestral. Yuan Qi es la esencia o Jing de Riñón en forma de Qi.  Yuan Qi rige nuestro crecimiento y desarrollo. También facilita la formación del Qi y la Sangre apoyando los procesos de transformación realizados por el sistema digestivo, respiratorio y circulatorio. El Yuan Qi se almacena en los riñones, de modo que viendo la similitud de sus funciones, desde la perspectiva de la MTC podemos relacionar la tiroides con la esfera funcional del sistema de Riñón.

Otros sistemas se pueden relacionar con la tiroides por el trayecto de sus meridianos, bien sea los principales o ramas secundarias. Los meridianos de Estómago, Hígado, Corazón y Pulmón son los principales involucrados. Intestino Grueso, Bazo, Vesícula Biliar también tienen relación aunque más indirecta. Los meridianos curiosos Ren Mai, Yin Wei Mai, Chong Mai y Yin Qiao Mai también pasan por esa zona.

 

Las patologías de las que más se oye hablar en relación a la tiroides son el bocio, el hipertiroidismo y el hipotiroidismo.

 

Bocio

El bocio es un aumento de tamaño de la glándula tiroides.

Algunos casos son por causas alimentarias, otros por fármacos. La mayoría de casos se desconoce la causa.

El bocio puede afectar o no a la función de secreción de tiroxina,  pudiendo ser un bocio normofuncionante, hipofuncionante (secreta insuficientes hormonas tiroideas, hipotiroideo) o hiperfuncionante (hipertiroideo). Puede no dar síntomas, lo que según cuanto aumente de tamaño la tiroides, puede dificultar tragar, hablar o respirar.

 

Hipertiroidismo

El hipertiroidismo es la condición en que la tiroides produce excesiva hormona tiroidea.

Esto puede suceder por un bocio hipertiroideo, por un tumor, una enfermedad viral que haya inflamado la tiroides, por un consumo excesivo de hormona tiroidea (en algunos fármacos) y la causa más frecuente es una enfermedad autoinmune (enfermedad de Graves – Bassedow).

El hipertiroidismo acelera el metabolismo, produciendo síntomas como:

  • Adelgazamiento
  • Aumento del apetito
  • Intolerancia al calor
  • Sudoración abundante
  • Cabello muy fino y alopecia
  • Debilidad muscular
  • Diarrea
  • Náuseas, vómitos
  • Nerviosismo, agitación, insomnio
  • Descenso del colesterol
  • Taquicardia, arritmia, palpitaciones
  • Temblores
  • Picores en el cuerpo
  • Hipertensión arterial
  • Osteoporosis
  • Infertilidad
  • Alteraciones menstruales: hipermenorrea o menorragia (ciclos menstruales cortos con abundante sangrado)
  • Cuando es autoinmune (enfermedad de Graves): exoftalmos (ojos saltones) y mixedema pretibial.
  • Puede haber bocio.

 

Hipotiroidismo

El hipotiroidismo es la disminución de secreción de las hormonas tiroideas, lo que disminuye el metabolismo.

Su causa más frecuente es la tiroiditis de Hashimoto, una enfermedad autoinmune. Otras posibles causas son: un bocio hipofuncionante, una insuficiencia de Yodo, el uso de algunos fármacos o la extracción quirúrgica de la tiroides.

El hipotiroidismo ralentiza el metabolismo, produciendo síntomas tan diversos como:

  • Aumento de peso, pese a comer menos. Pérdida de apetito.
  • Intolerancia al frío.
  • Edema generalizado o en la cara.
  • Macroglosia: lengua grande.
  • Debilidad muscular.
  • Alopecia y pérdida de cabello en la cola de la ceja.
  • A nivel mental: agotamiento mental, lentitud, pérdida de memoria, ánimo depresivo, hipersomnia.
  • Estreñimiento.
  • Aumento de colesterol.
  • Síndrome de túnel carpiano.
  • Alteraciones menstruales: amenorrea, ciclos muy retrasados y poco abundantes o metrorragias (sangrados uterinos no asociados a la menstruación).

 

 

Hipotiroidismo o hipertiroidismo subclínico

La tiroides no se regula por sí sola, no está aislada en el cuerpo. Forma parte del complejo sistema endocrino, comandado por el hipotálamo y la hipófisis. La hipófisis o glándula pituitaria secreta la hormona TSH para estimular a la tiroides la secreción de hormonas tiroideas según las necesidades del cuerpo.

Cuando una glándula tiroides comienza a fallar, produciendo por ejemplo una insuficiente cantidad de hormonas tiroideas, la hipófisis secretará una mayor cantidad de TSH para estimular a la tiroides a producir más cantidad y mantener el equilibrio de las funciones corporales. Si en este momento se le hace una analítica a la persona, aparecen los niveles de hormona tiroidea (T3 y T4) correctos, pero los niveles de la hormona TSH elevados. Esto es un hipotiroidismo subclínico: puede no haber síntomas o haber síntomas leves de hipotiroidismo, el cuerpo todavía se regula a sí mismo, pero la tiroides ya está haciendo un sobreesfuerzo y con el tiempo puede empeorar.

Si la T3 y T4 salen correctas en la analítica pero la TSH baja, puede indicar que la hipófisis intenta frenar una actividad excesiva de la tiroides. Este sería el caso del hipertiroidismo subclínico.

 

Trastornos tiroideos y Medicina China

La Medicina Tradicional China contempla como posibles causas de los trastornos tiroideos el estrés emocional, la alimentación inadecuada, el entorno (hay regiones montañosas en las que el bocio es endémico, debido a la insuficiencia de yodo), la constitución (predomina en las mujeres).

El bocio puede ser de varios tipos:

  • Estancamiento de Qi: si el bulto asciende o desciende según el estado emocional.
  • Flema: el bulto es relativamente blando y fijo.
  • Estasis sanguínea: el bulto es relativamente duro, estático, crece rápido y puede ser doloroso. La piel que lo cubre puede ser un poco más oscura.

 

El hipotiroidismo puede estar relacionado con los siguientes estados:

  • Insuficiencia de Yang de Bazo y Riñón
  • Insuficiencia de Jing de Riñón
  • Insuficiencia de Yin de Hígado y Riñón
  • Deficiencia de Qi y Sangre general

 

Y el hipertiroidismo:

  • Estancamiento de Qi de Hígado
  • Calor/Fuego en Hígado, Corazón y Estómago
  • Insuficiencia de Yin de Hígado y Riñón con calor vacío
  • Calor y flema en Hígado

 

Cada patrón tiene un abordaje terapéutico distinto desde la acupuntura. En todos los casos se estudia el estado energético de la persona en cuestión y se trabaja para equilibrarla.

 

¿Tienes algún problema  de tiroides y quieres complementar tu tratamiento con acupuntura? Ven a visitar-nos, te ofrecemos un diagnóstico gratuito en que valoraremos tu estado y te propondremos un tratamiento natural y sin efectos secundarios.

 

Autor: David Garrucho, acupuntor i cofundador de Acupuntura Wu Wei

Recommended Posts

Dejar un comentario

Contáctanos

Envíanos un e-mail, contestamos en menos de 24 horas